retro-13-mag-lev-audio-3

Copiando o Reinventando lo Retro: ¡Un vinilo que levita!

Vuelve lo antiguo. Sin embargo hay muchas diferencias entre las marcas que lo aprovechan para copiar diseños antiguos - en plástico y con calidad de audio dudosa - con respecto a otras marcas que aportan calidad en sus materiales y que además apuestan por sorprendernos con evoluciones de diseño y técnicas.
 
Vintage, moda retro… da igual. Todos hemos visto modas que vuelven de forma cíclica, en diseños de ropa, por ejemplo… Pero lo que está sucediendo en el mundo de la música es fantástico: Mucha gente recupera radios de sus trasteros, y podemos ver aparatos de más de 80 años que vuelven a estar vigentes, recuperando su sonido, como salidos de fábrica. lSon  radios con un valor que va más allá del económico, y que se mide en historias familiares con la nostalgia de recordar nuestro pasado familiar.  Además, no nos engañemos, a veces la calidad de sonido de algunos aparatos, como el Beolab 5000 de Bang and Olufsen del año 67, no ha sido mejorado en la mayor parte de los aparatos hifi de la actualidad.  
  
Lo que estamos viviendo en estos últimos años supera la recuperación de la radio. Se está produciendo una verdadera "explosión retro” que se extiende hacia el tocadiscos y los discos de vinilo, e incluso en el último año, en USA, ha vuelto la fiebre por el cassette.
 
Las marcas comerciales no han sido ajenas a este revival y desde hace años han vuelto diseños de radios con un toque claramente vintage como la Tivoli en el año 2000, que ya habíamos comparado en  otra entrada de blog con el diseño de la mítica Braun SK1. Una radio elegante que desde el año 2000 ha mantenido su vigencia gracias a su calidad técnica y belleza.

¿Qué motiva la vuelta a lo antiguo?

Hace 30 años, cuando llegó el CD había algunos que se resistieron inútilmente bajo la excusa de que “el vinilo tiene mejor sonido”. Pero llegó el CD, y después el DVD con sus equipos home cinema que permitían video y también música…  y unos años más tarde el CD fue desapareciendo hacia el iPod y la música en streaming, que se escucha con auriculares o pequeños altavoces. Desapareció el diseño “visible” de la música en nuestras casas. 
 
Años más tarde nos encontramos con la desaparición progresiva de los DVD y Home cinemas, debido a la llegada de la fibra y del video en streaming, que se consume en tv y también en tablets. Y se ha quedado un espacio vacío en en nuestra sala de estar. Es el momento de recuperar aparatos que aporten diseño y también amplificación más allá de los altavoces bluetooth. 
 
Quizá por este motivo o quizá por otros totalmente diferentes, la realidad es que han aparecido aparatos realmente increíbles y dignos de comentar en blogs como el nuestro.  La verdad es que hay muchísimos sobre los que hablar para bien (y también para mal). Pero centrándonos en los que más nos gustan, veréis en el carrusel una selección de algunos de estos aparatos.  Y dada la cantidad de aparatos sólo nos vamos centrar ahora en  los tocadiscos.  Empecemos.

La recuperación de nuestro tocadiscos de toda la vida

 
En los últimos años, el equipo de Radioexperto ha ido recibiendo cada vez más solicitudes de reparación de tocadiscos, tanto de maleta (los de los guateques de los 70) o de cadenas hifi. En realidad, recuperarlos no es complicado, siempre que las agujas y cápsulas sean estándar.
 
Un paso más allá lo dan los nuevos modelos de tocadiscos  que se están fabricando, de precio bastante reducido (desde unos 100 euros), y diseñados con autoamplificación para acompañarse de unos altavoces sencillos.  Cumplen su función, aunque la calidad no es la mejor, pero suelen aportar el extra de grabación a USB…  
 
A nivel de alta calidad, hay aparatos de mucho dinero y con un diseño clásico evolucionado hasta situaciones extremas. Eso si, suelen ser productos de edición limitada, y con un precio tan elevado (a partir de 1,500 euros) que cuesta encontrar una justificación. Son prototipos y caprichos de diseño.
 
 
 
 
Equipo Musica Antiguo Bang Olufsen Beosystem 1000

¿Discos de reproducción vertical?

 No es la primera vez que se reta a la forma original de reproducción de discos. ¿Por qué el tocadiscos tiene que girar de forma horizontal? En los años 80 hubo modelos como el Mitsubishi MC 8000 que incorporaba este sistema, con múltiples sistemas de ajuste que permitía la electrónica de los 80 para que fuese una realidad.  
 
En las versiones actuales nos prometen que el daño al disco es mínimo.  Y el mejor ejemplo viene de GRAMOVOX, una compañía de Chicago, que siempre combina lo clásico con la mejor tecnología. Un diseño elegante, con la correa vista, ... Algo que sólo como elemento de  decoración merece la pena.  
 
Los problemas de la reproducción vertical dicen haberlos solucionado de forma simple pero eficiente. "The Floating Record" incorpora  una pinza de fibra de carbono en el centro del plato, y su brazo realiza la suficiente presión sobre el disco para que se reproduzca el sonido mediante la fricción de la aguja.  Además es un todo en uno, con preamplificador y altavoces incorporados en su base.
 
 
 
 Si no podemos gastar los cerca de 600 euros del anterior,  pero queremos sorprender a nuestras visitas, podemos comprar este otro aparato de la marca AUNA, una compañía que también tiene diseños clásicos como la reedición de tocadiscos de maleta.
 
No tiene correas visibles, algo muy elegante en el diseño anterior, pero sigue siendo un aparato muy original, y en especial por la incorporación de una base en madera de cerezo.
 
Además incorpora muchos extras, como es un lector de MP3, un puerto USB y lector de tarjetas SD.  Todo ello por un precio relativamente bajo, de unos 130 euros.
 

¿Disco que levita?

Mag-Lev Audio es el nombre de este tocadiscos que hace levitar el disco. Además del efecto realmente mágico que aporta, según sus creadores se trata de una tecnología que "reduce al máximo las rozaduras en el disco”.
  
El equipo esloveno que lo ha diseñado se ha financiado bajo diferentes plataformas como kickstarter donde hay sucesivas versiones disponibles desde enero de 2017, y con un coste de unos 1000 dólares. 
 
 

"El disco que no se mueve"

Las buenas ideas pueden venir de la evolución de los diseños existentes, pero las grandes y sorprendentes vienen cuando el creativo reta los conceptos básicos.  Vamos a ver a continuación dos conceptos de diseñadores que han reflexionado sobre los conceptos de un tocadiscos y se han preguntado ¿es necesario un reproductor grande, junto a nuestros equipos hifi, conectado a los aparatos ?  y todavía más allá ¿Es de verdad necesario que el disco gire para lograr escuchar música? 
 
Ls respuesta es sorprendente, y cambia la forma de pensar y utilizar discos, ya que los hacen totalmente portables.  Han construido un dispositivo portátil que gira sobre el disco, y transmite la música a través de tecnología inalámbrica. 
 

"Girando sobre el disco"

El primero de estos nuevos dispositivos se está fabricando ya, y van muy en serio gracias a la financiación de Kickstarter (ha recaudado 1 millón de dólares, diez veces más de lo que pedían). Estará disponible en octubre de 2017, y se llama LOVE y se autodefine como el "primer tocadiscos inteligente del mundo". Su precio es de 325 dólares.   
 
Además de su versatilidad y movilidad, promete que es un sistema que respeta el disco como ningún otro. No sólo no lo daña sino que lo protege.
 
Es muy práctico, ya que sólo tienes que colocar el disco sobre sobre la mesa del comedor, y como si fuese una uija, pones el dispositivo encima y gira sobre el centro. Envía la música a través de Bluetooth. A lo mejor se pierde algo de le belleza del diseño de los aparatos reproductores, pero se mantiene la autenticidad del vinilo y su sonido cálido, toda su  vertiente romántica bajo un aparato que es muy elegante. 
 

"Un cochecito camina sobre mi disco"

 
 Parecido al anterior, llega ROKBLOK, un aparato que se sitúa sobre el disco inmóvil y a modo de pequeño automóvil, va siguiendo las pistas y transmitiéndolas de forma inalámbrica. 
 
Como idea innovadora sobre el anterior, este pequeño dispositivo incluye un altavoz incorporado, por lo que puedes hacerlo sonar sin necesidad de un altavoz bluetooth. Pero por supuesto aporta esta conexión inalámbrica que seguro que permite una mayor calidad de sonido.
 
También la construcción intenta aportar algo diferente. Al estar construido con Bambú, es mucho más eco-firendly. 
 
Ni siquiera se apoya en el centro del disco con algún sistema. nos tenemos que creer que este sistema es fiable y que además, como otros, respeta al disco y evita erosionarlo… Pero no podemos negar la originalidad. 
 
De todos los modelos que hemos analizado es además el más económico: Su precio es de  89 euros y ya está disponible (desde septiembre de 2017).  ¡Yo ya lo he pedido! ¿por qué no probarlo?

"Un poco de papel es suficiente"

Hace años ya había algunos cuentos infantiles que en su contraportada incorporaban un sencillo disco que girabas con la mano, y ponías sobre el mismo un simple reproductor consistente en una aguja y un trozo de papel.
 
Aprovechando este sencillo diseño, se ha comercializado un sistema parecido, algo más robusto, y que no deja de ser un juguete. En este caso,  SheetRok es un regalo que el equipo de Rokblok regala con la compra de su producto estrella.  Un producto divertido. 
 

¿Todavía quedan ideas locas en este mundo de la música?

SI!!!   Si os ha gustado esta entrada del blog, os prometo que hay mucho más. Cassetes que no giran, Reproductores retro de radio hechos en cartón… “¡La imaginación al servicio de los aficionados a la música y al diseño!
Publicado en Blog Radio y etiquetado , , , .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *